Contrato de Préstamo con Intereses | Lo Que Debe Contener

05/12/2021

Cuando hablamos acerca de préstamos entre particulares, muchas personas se imaginan que no hace falta hacer un contrato formal para establecer el acuerdo, sin embargo esto no es así. Todo contrato que establezca un acuerdo monetario debe incluir un contrato. Hoy te hablaremos acerca del contrato de préstamo con intereses.

Muchos préstamos con intereses se negocian sin intereses pero esto dependerá de la naturaleza del acuerdo así como de la relación entre las partes que conforman el acuerdo. Sin embargo, siempre es mejor dejar este tipo de acuerdos y sus características por escrito.

Esto es particularmente importante si al monto prestado se le incluyen intereses. Esto es porque en el contrato de préstamo con intereses se establecen de forma clara los intereses aplicados junto al resto de las condiciones del préstamo.

Si quieres hacer un contrato de préstamo entre particulares en el que se aplican intereses y no sabes cómo hacerlo, a continuación te diremos todo lo que necesitas saber.

contrato de préstamo con intereses

Índice de contenidos

    ¿Qué es un préstamo entre particulares?

    Lo primero que debemos saber cuando hablamos de contrato de préstamo con intereses es la definición de este tipo de préstamos específicos.

    Un préstamo es la acción mediante la cual se entrega una cierta cantidad de dinero a una tercera persona con un plazo de pago y condiciones específicas. Este tipo de transacciones se pueden hacer entre un particular y una entidad bancaria, financiera o prestamista o se puede hacer entre dos personas particulares.

    Un préstamo entre particulares por ende se define como la acción mediante la que un individuo particular no perteneciente a una entidad otorga en calidad de préstamo una cantidad de dinero a otro individuo particular a su propio nombre y no el de una entidad o empresa.

    Se trata de una transacción económica entre dos personas naturales que se da con o sin intereses adicionales sobre el capital prestado.

    Elementos de un préstamo

    Ahora que sabemos qué son los préstamos entre particulares, veamos cuáles son los elementos que componen los tipos de préstamos que estos pueden otorgar. Así como en las entidades bancarias existen ciertos elementos que conforman un préstamo, cuando negociamos con un prestamista particular, también habrá algunos elementos que caracterizan este contrato. Los elementos son los siguientes:

    • Capital: como capital se entiende la cantidad total de dinero que se solicita y que los prestamistas particulares otorgan a la persona que lo pide.
    • Interés: como en todo tipo de crédito o préstamo existe una tasa de interés que se aplicará sobre el capital que se otorga. Los intereses se presentan en forma de porcentaje aplicable al monto del capital. En el caso de este tipo de prestamistas, serán ellos quienes apliquen el interés a su conveniencia.
    • Cuotas colaterales: adicional a los intereses aplicables al capital, en algunos préstamos se cobran también algunas cuotas extra consideradas de gastos administrativos como procesamiento, tasación o la penalización que se puede aplicar al pago adelantado.

    Tipos de préstamos entre particulares

    El contrato de préstamo entre particulares debe identificar el tipo específico de préstamo en el que ambas partes han entrado. Por lo general, estas transacciones personales se definen de dos formas:

    • Préstamos sin intereses: este tipo de préstamo es el que involucra solo capital. Esto quiere decir que tras la finalización del plazo dado, el prestatario solo debe devolver al prestamista la cantidad de dinero que le fue prestada sin añadir intereses sobre capital.
    • Préstamos con intereses: a diferencia del anterior, el préstamo con intereses incluye una ganancia adicional. Estos intereses pueden ser de diferentes tipos. Por ejemplo, el prestamista puede pedir intereses mensuales sobre el capital que deben cancelarse hasta que el plazo de pago del capital se cumpla. O puede exigir un porcentaje único de interés pagadero junto al capital al terminar el contrato.

    Toda la información referente a los intereses debe incluirse en forma detallada en el contrato de préstamo con intereses.

    Tipos de intereses aplicables

    Cuando se trata de préstamos y préstamos entre particulares, hay dos tipos comunes de intereses que se pueden aplicar sobre el capital o dinero prestado. Un préstamo puede incluir solo uno o ambos tipos de intereses dependiendo de las condiciones que el prestamista desee aplicar al préstamo y con los que el prestatario decida acordar. Los tipos básicos de intereses aplicables son los siguientes:

    Intereses remuneratorios

    Estos son uno de los tipos de intereses que se pueden pedir a la hora de hacer un contrato de préstamo con intereses. Este tipo de intereses consisten en un único pago que el prestatario hace al prestamista. Éste puede ser cancelado al final junto con el capital o en cuotas mensuales que incluyan una parte del capital prestado y parte de los intereses.

    Intereses moratorios

    En el caso de los intereses moratorios estos comienzan a hacerse efectivos siempre que se cumpla el plazo en el que el prestatario debe cancelar el monto prestado. Son pagos que se establecen usualmente basados en un porcentaje del capital prestado y pueden cobrarse por cada día, semana o mes adicional que le tome al prestatario cancelar el préstamo total o una cuota en particular.

    Contrato de préstamo con intereses

    Entendiendo cuál es la acción del préstamo entre particulares, el contrato de préstamo con intereses se define como un documento con peso legal que ambas partes firman y que define la naturaleza de la transacción económica que se estipula en el contrato incluyendo los tipos de intereses y sus formas de pago.

    Este tipo de documentos tienen peso legal para ambas partes aunque no se necesita que sea firmado ante un notario. Es un tratado entre ambas partes que describe la naturaleza del préstamo, los intereses, el medio y plazo de pago del capital así como otra información de interés como los datos personales de ambas partes.

    Para mayor seguridad, se recomienda que el contrato de préstamo con intereses se firme ante un notario. Esta acción lo convierte en un tipo de documento público con el que podrías ir a in juzgado en caso de que los términos establecidos no se cumplan tal como se detallan en el documento.

    Figuras presentes en un contrato de préstamo con intereses

    Cuando se redacta un contrato de préstamo con intereses, las personas involucradas en él se denominan prestamista y prestatario:

    Prestatario

    Cuando se habla de un contrato de préstamo se entiende como prestatario a la persona que recibe el beneficio del préstamo.

    Además de ser la persona que recibe el préstamo es importante que se entienda que el prestatario también es responsable legalmente de pagar todos los compromisos monetarios dependientes del préstamo.

    A la hora de hacer la solicitud, el historial crediticio del prestatario tendrá un gran impacto en el tipo de préstamo o crédito así como en la cantidad aprobada y los intereses así como otros detalles relacionados con el préstamo.

    Los prestatarios deben cumplir con las responsabilidades económicas derivadas del contrato firmado y de igual manera, están protegidos por la ley en caso de inconvenientes con el prestamista.

    Prestamista

    Como prestamista se considera a la persona o entidad que otorga un préstamo a una persona física o jurídica. El prestamista entrega al prestatario la cantidad de dinero solicitado bajo ciertas condiciones económicas preestablecidas en el contrato.

    El prestamista, al ser el ente que entrega el préstamo, asume luego de la firma del contrato algunos derechos sobre el prestatario como el de aplicar el cobro de los compromisos económicos pautados en el contrato de préstamo.

    En el caso de que el prestatario no devuelva el dinero en la forma y plazo que se ha pautado en el contrato, el prestamista tiene todo el derecho de establecer acciones legales.

    ¿Qué debe contener un contrato de préstamo con intereses?

    A la hora de redactar un contrato de préstamo con intereses se debe tener en cuenta que se trata de un documento con poder de compromiso. Esto quiere decir que ambas partes están comprometiéndose a entrar en esta sociedad contractual conscientes de que los atará con responsabilidades de carácter legal entre sí.

    Entendiendo esto, se recomienda hacer el mejor trabajo posible a la hora de redactar un documento de este tipo e incluir toda la información que podría tener alguna relevancia en la transacción que se hará.

    Ambas partes deben estar en concordancia con lo que se describe en el contrato de préstamo con intereses antes de firmarlo, puesto que una vez firmado, ambos están determinando su subyugación a las condiciones planteadas.

    Los datos que se deben incluir en un contrato de préstamo con intereses son los siguientes:

    • Fecha y lugar en el que se establece y firma el contrato: esto es importante porque establece la jurisdicción del contrato así como la línea de tiempo en la que el contrato tiene vigencia.
    • Datos personales del prestamista y prestatario: los datos que se incluyen deben ser nombre y apellido además del número de documento de identidad. Adicionalmente se pueden incluir otros datos como direcciones físicas, electrónicas y números de teléfonos.
    • Cantidad de dinero que se presta expresado tanto en números como en letras: hacerlo de esta forma ayuda a que el monto quede lo más claro posible.
    • Intereses y comisiones: es de suma importancia al redactar un contrato de préstamo con intereses que se describa en gran detalle los tipos de intereses que se aplicarán al capital o por derecho de mora. Esto debe incluir el porcentaje de estos intereses y la forma en la que estos se deben pagar.
    • Plazos y formas de devolución del dinero prestado así como de los intereses si existen: este es otro detalle importante que se debe describir y será la explicación de las cuotas de pago que el prestatario debe hacer para pagar el compromiso.
    • Cualquier otra información que se considere de importancia en el contrato: si existe otra información acerca de la forma en la que el contrato se negocie, se deben incluir. Por ejemplo si habrá penalizaciones por pago retrasado o por impago del compromiso.
    • Firmas de ambas partes: para que el contrato de préstamo con intereses se considere legal, ambas partes deben haber firmado al final del mismo para declarar que están de acuerdo con los términos establecidos en el documento.

    Legalidad de un contrato de préstamo con intereses

    Como hemos dicho anteriormente, existe la posibilidad de que este tipo de contratos se firmen ante un notario, sin embargo, esto no quiere decir que si el contrato de préstamo entre particulares se firma de forma privada no tenga legalidad.

    En el caso de que el prestatario no cancele la deuda pendiente, el prestamista puede llevar el caso al juzgado sin importar si el contrato fue firmado ante un notario o no. La única diferencia será que se agregará un paso legal adicional, pero no afecta que se pueda acceder a servicio legal en caso de que el contrato no se cumpla a cabalidad.

    Fiscalidad del contrato de préstamo con intereses

    Cuando se trata de contratos de préstamos que se dan sin la condición del pago de intereses, no será necesario que ninguna de las partes involucradas declare los beneficios a Hacienda. Sin embargo, cuando se trata de un contrato de préstamo con intereses, el prestamista tiene el deber de declarar el rendimiento de dicho capital en el IRPF (Impuesto de la Renta de las Personas Físicas).

    Puede que te interese: Préstamos a Plazos | Qué Son, Tipos y Dónde Solicitarlos

    Palabras finales

    Cualquier tipo de contrato de préstamo entre particulares debe ser inmortalizado en un contrato, sin embargo, en el caso de aquellos que conllevan intereses se hace aún más importante dejar todo por escrito mediante la firma de un contrato de préstamo con intereses. Esto es porque en ausencia de un acuerdo firmado, el prestatario podría negar la existencia de intereses aplicables al capital.

    ►TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR◄

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Utilizo cookies propias, de análisis y de terceros para mejorar la experiencia de navegación por mi web. Y en algunos artículos, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según el análisis de tu navegación. Pero solo es para seguir ofreciéndote contenido de calidad en el blog de manera totalmente gratuita. Puedes informarte más profundamente sobre qué cookies estoy utilizando y desactivarlas si quieres (algo que agradecería que no hicieras) Más Información