Comisión de Apertura | Qué Es, Cómo se Aplica y Legalidad

12/11/2021

Cuando vamos a contratar un crédito o una hipoteca, puede que se nos presenten algunos términos que no conocemos o entendemos del todo, uno de ellos es la Comisión de Apertura. Sin embargo, es importante que entendamos estos términos ya que tendrán un efecto en lo que tendremos que pagar.

Si has visto este término pero no sabes exactamente lo que es o significa o por qué se incluye dentro de los costos de un crédito, has llegado al lugar correcto. Hoy te hablaremos acerca de todo lo que necesitas saber sobre las comisiones de apertura.

Índice de contenidos

    ¿Qué es la comisión de apertura?

    comisión de aperturaComo comisión de apertura se entiende una comisión que las entidades bancarias cobran al momento de otorgar un producto crediticio como una hipoteca o algún otro tipo de préstamos. Es un tipo de gasto administrativo que se incluye a la hora de formalizar la entrega de alguno de estos créditos.

    Se trata de una comisión que se cobra una sola vez, al momento de la entrega del préstamo, y que se calcula en función del capital del mismo. Lo que esta comisión incluye son todos los gastos administrativos de estudio de los gastos y otros costos acarreados por este tipo de transacciones que se hacen cuando se hace la entrega de cierta cantidad de dinero.

    ¿Cuánto cuesta la comisión de apertura?

    El costo de la comisión de apertura se expresa en porcentaje y este porcentaje tendrá una relación directa con el capital prestado en el producto bien sea un crédito o una hipoteca. El costo de esta comisión dependerá de la entidad con la que se trabaje.

    En algunos casos, muchos bancos ofrecen a sus clientes la entrega de préstamos con cero comisión de apertura. Aquellos que si incluyen este gasto por lo general no aplican más del 3% del capital para este gasto administrativo.

    ¿Cuándo de paga la comisión de apertura?

    Si estás trabajando con una entidad bancaria que incluye una comisión de apertura dentro de sus gastos administrativos, esta comisión se cobrará en el momento en el que el préstamo o crédito se formaliza. Esto quiere decir que antes de que recibas el dinero que has solicitado debes pagar esta comisión.

    También hay bancos que ofrecen la financiación de esta comisión, sobre todo cuando la cantidad de dinero prestada es alta y por ende la comisión también lo es. En estos casos lo que pasará es que el gasto de esta comisión se incluirá dentro del préstamo junto al capital y los intereses y se podrá ir pagando en cuotas. Aunque esto es menos común, es posible encontrar este tipo de pago de la comisión.

    ¿Quién debe pagar la comisión de apertura?

    Es posible que hayas visto en algunas ofertas de préstamos, y sobre todo de hipotecas, que el banco ofrece cubrir los gastos administrativos, sin embargo, estas ofertas no incluyen las comisiones de apertura.

    En el caso específico de esta comisión, se debe entender que este es un pago que se hace al banco para solventar los costos del trabajo administrativo y de cálculos que se deben hacer para poder llegar a establecer un contrato de préstamo. Por esto, será el cliente el que deba pagar esta comisión.

    Legalidad de la comisión de apertura

    Muchas personas cuando ven que este tipo de gastos se cobran se preguntan si se trata de un cobro legal. La verdad es que sí lo es. Se trata de uno de los cobros considerados por la ley como apropiados ya que tiene una relación directa con el préstamo que se hace.

    La comisión de apertura se considera como una de las retribuciones económicas que el banco obtiene de este tipo de transacciones crediticias. Por esta razón es completamente legal incluirlos en los costos de un préstamo o hipoteca.

    Sin embargo, puede que el banco esté cobrando una comisión con sobre precio. Si esto sucede, tienes el derecho de hacer un reclamo legal.

    Puede que te interese: Préstamos Bancarios | Tipos, Requisitos y Alternativas

    ¿Cómo reclamar esta comisión?

    Es posible que una entidad bancaria sea menos que honesta con el cobro de la comisión de apertura y si te ves afectado, puedes hacer un reclamo. Aunque esta comisión es legal, hay algunas cosas que pueden hacer que esta no sea cobrada de la forma más honesta.

    Por ejemplo, si el cobro de esta comisión no ha sido revelado antes de la firma del contrato sino que se ha incluido al final de la negociación, puedes hacer un reclamo. Esto es porque todo lo que se incluye en cuanto a cobros por ley debe ser expresado abiertamente por la entidad antes de que el cliente firme el contrato.

    Legalmente, toda entidad bancaria o financiera debe mostrar de forma pública todos los gastos y cobros que se incluyen en sus productos crediticios de modo que el cliente pueda estar al tanto de lo que debe pagar, por qué debe pagarlo y cuándo se debe pagar.

    Otra de las ocasiones en las que se puede reclamar el cobro de esta comisión es cuando el banco no puede justificar la razón de su inclusión dentro de los gastos. Sin embargo, por lo general este tipo de comisión de apertura tiene una causa administrativa.

    Si crees que necesitas reclamar el cobro de esta comisión en algún producto crediticio o consideras que el gasto es excesivo, lo que debes hacer es ponerte en contacto con un abogado especialista que revise el contrato y haga un estudio de este cobro. Si el abogado considera que se trata de un cobro ilegal, puede asesorarte con respecto a los siguientes pasos a seguir.

    ¿Cuántas veces se cobra la comisión de apertura?

    Esta es una comisión única que se cobra una sola vez, sin importar si se hace en efectivo al momento de la entrega del préstamo o si se incluye dentro de la financiación del mismo. Como esta comisión cubre gastos administrativos exclusivos del estudio del producto antes de su entrega, solo se debe pagar una vez.

    ¿Es mejor un préstamo sin comisión?

    Puede que ahora que conoces lo que es la comisión de apertura creas que lo mejor que puedes hacer es elegir un tipo de préstamo o crédito que ofrezca cero comisión de apertura porque puede sonar más económico. Sin embargo, de hecho esta comisión no es algo que debas considerar si buscas un producto más económico.

    La verdad es que lo que hace a un préstamo más económico no es si se cobra o no esta comisión, lo que realmente afecta son los intereses aplicados. Esto es porque la comisión solo se cobra una vez mientras que los intereses se aplican de forma constante durante la duración del crédito.

    Por supuesto que es mejor si se ofrece una comisión menor, pero esto no hace que el préstamo en total sea más económico.

    Palabras finales

    Cuando analizamos los gastos de una serie de préstamos e hipotecas veremos el posible cobro de esta comisión de apertura. Ahora que ya sabemos qué es, lo que cubre y cómo se cobra, podemos estudiarlo en profundidad a la hora de analizar si un producto crediticio nos conviene.

    ►TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR◄

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Subir

    Utilizo cookies propias, de análisis y de terceros para mejorar la experiencia de navegación por mi web. Y en algunos artículos, para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias según el análisis de tu navegación. Pero solo es para seguir ofreciéndote contenido de calidad en el blog de manera totalmente gratuita. Puedes informarte más profundamente sobre qué cookies estoy utilizando y desactivarlas si quieres (algo que agradecería que no hicieras) Más Información